Viernes, Noviembre 16, 2018
Text Size

Buscador

Síguenos en Google + y encuentra todas nuestras gráficas en la galería

¡El Eurogrupo rompe con Grecia!, la calamidad esta a la vuelta de la esquina

Ratio:  / 0
MaloBueno 

Para la siguiente semana, el martes para ser precisos, Grecia tiene que pagar poco más de mil 500 millones de euros al FMI, y el país helénico, tan ávidamente abatido por su larga crisis, esta sin dinero para hacer frente a este compromiso, uno de varios que le quedan por cumplir.

Grecia depende forzosamente de que la comunidad del Eurogrupo (que conforman la Unión Monetaria), le presten una vez más el dinero para hacer frente a sus deudas, o en su caso, que se extienda parte del programa vigente del rescate, y sus acreedores le den una nueva prórroga.

Par todo ello, el Eurogrupo, ha pedido una serie de condiciones de Atenas, para asegurarse que en el futuro, Grecia no volverá a extenderles; sólo que dichas condiciones ameritan que el país castigado siga trabajando con un gobierno austero, chico, disciplinado, y que en buena medida abandone su interés por robustecer a su clase social, que por cierto, votó por un nuevo partido que prometía liberarlos de las ataduras de la Troika.

En eso se nos han ido estos 6 meses del año, y estamos a unos pocos días de conocer el tan esperado desenlace.

Pues bien, el jueves, el Eurogrupo, rechazó la enésima propuesta de Atenas sobre la lista de reformas posibles para llegar a un acuerdo. La diferencia parecía ser cosa de detalles, de apenas unos 107millones de pesos que respondían a la configuración del IVA, y alguna otra cosa más. Pero en estricto, las dos propuestas parecían ser ya idénticas como dos gotas de agua. Al menos en cuánto a los números.

Pero las discrepancias parecían estar escondidas en una esquina, junto al diablo, debajo de los detalles. Eran diferencias más en lo cualitativo de las negociaciones que en lo cuantitativo de las cifras.

Grecia quiere mantener un IVA reducido para todos los alimentos (no sólo básicos) respecto al IVA general, y los socios rechazan la idea. El FMI esta pidiendo al menos el doble del recorte fiscal en el gasto militar (400 millones euros), pero Grecia se opone. Atenas busca gravar las ganancias de las empresas mayores a los 500 mil euros, así como gravar los yates; y el FMI prefiere avanzar en las reducciones del gasto público (no en el incremento de los ingresos por tributos).

En las privatizaciones Grecia se ha opuesto a vender sus aeropuertos regionales y su mercado de telecomunicaciones, y el FMI se ha reído de cualquier otra cosa que se pueda privatizar.

En el tema e las pensiones las diferencias son aún mayores. Los socios buscan que la reforma inicie en este mes de junio, junto con el préstamo que se le otorgue al Gobierno, y en Grecia quieren que la reforma se aplique hasta el 31 de octubre.  Asimismo, Grecia esta dispuesto a detener los subsidios al pago de pensiones más bajas, pero busca detener el tijerazo inmediato sobre la mayoría de la población; de hecho quiere retrasar hasta un año la eliminación de las exenciones en las cotizaciones, y el Eurogrupo quiere que se haga ya. De la misma manera, Atenas se niega a que el sistema de pensiones sea “autosuficiente” por completo, y mucho menos en el corto plazo; mientras que la Troika no escatima en la necesidad de que el gobierno siga otorgando recursos para ello.

Finalmente,  Grecia sigue pidiendo que haya una reestructuración de su deuda, tal y como lo acordó el Eurgrupo en noviembre del 2012; mientras que el FMI, con todo lo que esta pasando, considera que no es el momento oportuno para poder hacerlo, y que e mercado tomaría a mal cualquier intento de modificar los bonos griegos.

Así que sí, los dos documentos estaban ya casi iguales, en los números, pero había muchas discrepancias que se deshacían por las comisuras de los que negociaban, y la dramatización ha llegado a sus últimas consecuencias.

El viernes, por la madrugada, la Troika fijo en definitiva su postura, y no cedió en los términos a todo lo que solicitaba de Grecia. Y Alexis Tsipras hizo lo propio y, por los hechos, rechazó la propuesta.

El primer ministro griego, a poco menos de la una de la madrugada dio las ordenes a sus consejos de ministros para celebrar una reunión en el plenario de la Cámara con el objetivo de llamar a un referéndum a la población griega para el próximo 5 de julio (el domingo), la moción fue aceptada, y el primer ministro lo comunicó el televisión nacional a cerca de las 6 de la mañana de éste sábado.

Pero no sólo eso, Tsipras, ha pedido al Eurogrupo que extiendan el plazo de liquidación de la deuda (que es este martes) hasta el domingo, para que la gente de Grecia vote “libremente”, y sin las presiones de estar viendo sacudido a su país. Encima de ello, el primer ministro también anunció que en estos 5 días hará una campaña temeraria para que la gente vote por el “no”, calificando de “inaceptable” la propuesta de los “acreedores” a los que hace sólo unos días llamaba como “socios”.

En respuesta, el Eurogrupo rompió ya todas las negociaciones y rechazó por entero el Plan B (trazado hace meses) de ampliar el actual rescate; y se reunió en privado, sin el Ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis para idear un plan que pueda blindar a la zona del euro de lo que estará por suceder desde este lunes.

La prórroga para que el “default” converja con el “referéndum” también fue rechazada, y básicamente el único agente que sigue en reunión a estas horas es el Banco Central Europeo, quien esta deliberando si mantendrá abierto el sistema de liquidez de emergencia para Grecia a partir de éste lunes.

Para mañana, ya nadie esta esperando que cambie algo, la tensión ha quebrantado prácticamente todo a su paso, y el referéndum ha sido tomado como una afrenta directa al poderío total, y al sentido común de Bruselas.

Sólo quedan dos escenarios utópicos: Uno. Que Tsipras muerda sus palabras y “desconvoque” a la consulta que hará al pueblo griego.

 O bien, que el Eurgrupo (cuyos oficinistas siguen trabajando en una última propuesta), den algunas concesiones para mañana.

Pero la recta final luce apretada. Todos miramos el reloj, y nos preguntamos “¿qué pasará desde el lunes con los mercados?”.

Bueno, allá en Grecia, en lo que hay referéndums, ultimátums, extensiones, y rescates… las personas ya han formado colas inmensas ante los cajeros de los bancos. Acampan afuera de las sucursales, como si se tratase de un gran concierto. La banca entera esta en un alero, y con ella, el país entero.

Prepárense para el pánico.

 

Add comment


Security code
Refresh

Más Leídos

Indices

An error occured during parsing XML data. Please try again.

Hits en Llamadinero

1179052 Hits

Nuestros Visitantes

Hoy1611
Ayer2963
Esta Semana13153
Este Mes41263
Total3017155

16-11-2018

Visitantes ahora

Guests : 116 guests online Members : No members online

¡Bienvenido!

Te invitamos a darte de alta o acceder a nuestra red. Puedes hacerlo con tu cuenta de facebook. No utilizaremos tu nombre ni información personal en ningún caso.

  • ¿Olvidaste tu contraseña?
  • ¿Olvidaste tu nombre de usuario?
  • Crear una cuenta

Suscripción




¿Acepta HTML?
Terms and Condition