Domingo, Noviembre 18, 2018
Text Size

Buscador

Síguenos en Google + y encuentra todas nuestras gráficas en la galería

¿Por qué le protestaron hoy a Mario Draghi?

Ratio:  / 1
MaloBueno 

La gran noticia del día es que durante la ronda de prensa que practicaba el presidente del Banco Central Europeo (Mario Draghi), para explicar cómo van las cosas en la zona europea, el mandatario se vio agredido por una protesta intempestiva a inicio de sesión.

Todo termino en una amalgama de imágenes bastante hilarantes, una breve distracción y un grito a especie de guerra que decía “Terminemos con la Dictadura del BCE”.

 La activista-protestante fue una mujer llamada Josephine Witt de 21 años, que curiosamente es alemana y está afiliada al “FEMEN” un grupo europeo conocido por sus protestas de corte feminista y que va constantemente en contra de los líderes económicos y mundiales, pero que rara vez obtiene más allá de 5 minutos de fama mundial. 

 Y parece que esta vez no fue la excepción, el BCE dio un comunicado bastante escueto acerca del incidente de esta mañana que dice así:

“La Rueda de Prensa del Banco Central Europeo fue interrumpida brevemente por un manifestante el día de hoy, que saltó al escenario y lanzó confeti. El personal del BCE están investigando el incidente.

El Personal de Seguridad tomó una acción inmediata y eficaz.

Los resultados iniciales sugieren que la activista, registrada como periodista para una agencia de noticias que no representa, al igual que todos los visitantes del BCE, tuvo que pasar por un control de identidad, detector de metales y rayos x de su bolso antes de entrar al edificio.

El presidente Mario Draghi, salió ileso y con calma a la conferencia de prensa”.

El comunicado que Josephine estaba lanzando al aire dice poco más:

“BCE.

Maestro del universo,

Vengo aquí a recordarte que no hay Dios, pero hay gente, atrás de esas vidas.

Y si tu riges en vez de servir, escucharas nuestra voz más fuerte, brillante, por dentro y por fuera de tus salas, y donde sea, y no merecerás descanso alguno.

Y mientras el BCE puede persistir en su autocrática hegemonía, dependiendo de su vigilancia y sus políticas, finalmente la violencia cotidiana llegará aquí. Nosotros encontraremos nuestras respuestas radicales y actuaremos sin violencia contra los desastres humanos.

Porque no aceptaremos la insalubre narrativa que el BCE quiere imponer a toda la gente, donde la dignidad y la libertad pueden venderse a un banco sólo por servir. Persistiendo en su arrogancia contra la gente, el BCE incrementa la deuda de todos ellos. Una conferencia de prensa no es suficiente para llamar a esto una “democracia”.

No espero que esta institución ilegitima escuche mi voz, o entienda mi mensaje, sería pedir mucho.

Pero sí sé, por los hechos, que hay muchas personas que escuchan y que entienden, y que les importará.

Hoy yo sólo soy una mariposa mandando una sentencia, pero preocúpense de lo que viene. Tomaremos de vuelta nuestro poder y nuestras vidas.

La deuda del BCE no está pagada todavía.”

De pronto Draghi ha pasado a ser tan sólo un Jean-Claude Trichet más para la gente de Europa, ¿porqué?, ¿por qué le protestan a Mario Draghi?

Desde su llegada al BCE, el italiano se ha esmerado, y con un empeño sobresaliente, técnico y operativo, para salvaguardar al euro y el funcionamiento monetario de Europa.

Draghi hace números, piensa, calcula, proyecta y decide. Tiene la tasa de interés más baja en la historia de Europa, ha promovido una poderosa compra de activos financieros, e incluso, con esa peculiaridad que le caracteriza, se ha sabido ganar al mercado, y a los Ministros de Finanzas Europeos. Es un Banquero Central como pocos.

Pero sí algo ha fallado en la mente del italiano, es el de no ponderar adecuadamente el testimonio de saber de dónde viene la fractura por Europa.

Draghi intuye de mala manera, que con los datos que él revisa le alcanza y le es suficiente para atender en unos cuantos números la exclamación pendiente de todo un continente, como lo ha hecho Rajoy, como lo ha hecho Hollande, y como lo hace la Merkel.

Y es cierto que por aritmética simple, Alemania ha cedido en varios de sus consensos unánimes sobre la política económica de Europa, pero sus concesiones han sido mínimas, y Draghi ha apoyado en gran medida el federalismo financiero de Francfort.

De modo que esa pequeña fisura, que carcome las calles europeas, sigue viva, escindiendo a los países deudores, de los acreedores. Una fractura fiscal, que capitaliza en el discurso el propio Banco Central Europeo.

Y en este punto ya hay una inflexible tensión, las elecciones de Grecia, y la victoria de Syriza fue sólo una expresión simbólica de lo que realmente acontece, la lega Nord camina en Italia, la CiU en España, y hasta el FEM soslaya la parsimonia de Alemania.

El Norte enriquecido y el sur depauperado, no parece ser ya una división clara para la gente, más allá de lo que en sus discursos parecen seguir transmitiendo Draghi y compañía, pero tampoco es posible suponer que es el seguimiento de esta línea lo que realmente ha promovido la fractura europea.

Esta segmentación data mucho antes de la crisis actual, y puede remontarse al proceso de construcción europeo, donde al menos hay dos brazos de conflicto: Uno, efectivamente el económico, y dos, el geopolítico.

Sin embargo, hay una síntesis weberiana, que suele gustar más a investigadores como Inglehart, y que supone que la disputa material de Europa (en el sentido económico) es la última explicación que podría dividir a Alemania de Grecia, al Norte del Sur, a Draghi de Josephine.

Weber suele explicar más la escisión a partir del espíritu protestante, donde las actuales élites de dicha generación suelen culpar a los católicos (curiosamente del sur) por ser improductivos, derrochadores y tolerantes con la corrupción, de “vivir por encima de sus posibilidades” como solía espetar Margaret Thatcher.

Inversamente, los católicos culpan a la élite protestante de un rigorismo implacable, que trata la deuda como pecado, y condena sin piedad a los débiles como en un purgatorio.

Pero incluso esta explicación podría ser demasiado simple para decir que el BCE no entiende a su gente, por tener un distinto dogma teológico. Habría que abrir un poco más la respuesta, preguntándose ¡porqué los alemanes se hicieron luteranos, los holandeses calvinistas, y los ingleses puritanos, mientras italianos, españoles y franceses siguieron siendo católicos?

Arnaud de Montebourg, en su gran obra, La Invención de Europa, formula una hipótesis muy interesante: “las revoluciones europeas están fundadas en la forma típica familiar de cada territorio”, de modo que la fractura se explica por el derecho civil del hombre europeo y las reglas de sucesión y reparto de las herencias familiares.

Cuatro familias explican la división: 1) la troncal (de Alemania y Escandinavia), derivada del autoritarismo paterno y la desigualdad entre hermanos con el primogenito, lo que desemboca en el luteranismo, y la idea de que la felicidad, el dinero, y  la salud económico debe costar, debe conseguirse disciplinadamente.

2) la nuclear absoluta (de Holanda e Inglaterra), donde los hijos se emancipan de sus padres y se reparten la herencia familiar con gran desigualdad, lo que lleva al calvinismo y luego, al capitalismo individualista. De ahí que Gran Bretaña no se uniese al euro.

3) la nuclear igualitaria (del centro de Francia, España e Italia), aquí los hijos se emancipan de sus padres pero mantienen un ambiente igual y fraternal entre hermanos, lo que da seguimiento a la “igualdad, libertad y fraternidad”, que sólo se alcanza bajo la sonrisa de un Dios Católico.

Finalmente; 4) la comunitaria extensa (más al sur de Italia, Grecia y España), donde los hijos igualitarios dependen de por vida del patriarca familiar.

Esta arcaica explicación, determina en buena parte la cultura europea que persigue y ha alcanzado, aunque fuese por un momento, al BCE esta mañana. ¿Porque le protestan a nuestro amigo Draghi?, he aquí una respuesta: porque Draghi es italiano, estudiado en los términos anglosajones-protestantes, y Josephine Witt es alemana perteneciente a una familia nuclear igualitaria.

Europa va en esto sin saber cómo comunicarse, y ni un QE, o un forward guidance, pueden dar alivio a este malestar.

 

Add comment


Security code
Refresh

Más Leídos

Indices

An error occured during parsing XML data. Please try again.

Hits en Llamadinero

1187074 Hits

Nuestros Visitantes

Hoy121
Ayer2889
Esta Semana17675
Este Mes45785
Total3021677

18-11-2018

Visitantes ahora

Guests : 64 guests online Members : No members online

¡Bienvenido!

Te invitamos a darte de alta o acceder a nuestra red. Puedes hacerlo con tu cuenta de facebook. No utilizaremos tu nombre ni información personal en ningún caso.

  • ¿Olvidaste tu contraseña?
  • ¿Olvidaste tu nombre de usuario?
  • Crear una cuenta

Suscripción




¿Acepta HTML?
Terms and Condition