Lunes, Agosto 19, 2019
Text Size

Buscador

Síguenos en Google + y encuentra todas nuestras gráficas en la galería

Se desacelera el PIB de México a 2.0% en III-16 ante la contracción del sector industrial

Ratio:  / 0
MaloBueno 

La economía mexicana sufrió una sustancial desaceleración durante el tercer trimestre del año. El PIB apenas se expandió un 2.0% respecto al mismo trimestre del año pasado, lo que contrasta con una tasa de 2.5% en el segundo trimestre y 2.4% en el primero. De hecho, esta tasa de crecimiento es la más lenta desde el segundo trimestre de 2014 (1.8%). Este reporte del PIB publica las cifras oportunas, es un dato preliminar, antes del reporte del 23 de noviembre, cuando se publicarán cifras más definitivas y completas.  

El principal causante de la desaceleración de México es el sector secundario, el relacionado con la industria: los tres principales rubros del sector industrial, la minería, la manufactura y la construcción, atraviesan horas bajas.  En consecuencia, el sector secundario se contrajo un 1.0% en el tercer trimestre, frente a una expansión de 1.0% en el segundo. No se producía una caída tan marcada del sector secundario desde el primer trimestre de 2013 (-1.5%), en medio de la crisis de la construcción de vivienda que detonó el cambio de modelo del nuevo gobierno de Peña Nieto al pasar de un modelo horizontal a las afueras de las ciudades a otro vertical en el interior, lo que provocó la quiebra de las vivienderas como Urbi y Homex.

¿Por qué va tan mal el sector secundario? En primer lugar, la minería atraviesa la peor recesión de su historia como resultado del desplome de los precios del petróleo. En el período julio-agosto, la minería se contrajo un 7.2% respecto al mismo período del año pasado.  Eso implicaría un sustancial deterioro respecto a la tasa de -4.3% del segundo trimestre. La minería va en camino de encadenar su décimo trimestre consecutivo de contracción del sector, sobre todo como resultado de la caída de su principal rubro, el de extracción de petróleo, y el derrumbe del sector de servicios de minería.

También arrastra problemas el componente de manufactura, que ha entrado en una fase de estancamiento como resultado de la pérdida de dinamismo de la manufactura en Estados Unidos derivado de la debilidad de la demanda global y la fortaleza del dólar. La manufactura, en el período julio y agosto, aumentó un 1.6%, lo que implica un ritmo muy parecido al observado en el segundo trimestre.

La novedad es que el sector de construcción, que estaba entrando en un  proceso de reactivación, se ha vuelto a parar. La culpa no es del rubro de edificación, que se recupera a un ritmo lento, sino de la obra civil, que sufre los estragos del recorte del presupuesto público. Ese rubro se contrajo en el período julio-agosto un 18.5%, frente a una tasa de -8.7% en el segundo trimestre y un crecimiento de 1.7% en el primero. Esa caída en la obra civil más que contrarresta la moderada expansión del sector de edificación (+2.4%). El resultado es que en el período julio-agosto, la construcción se redujo un 0.7%, frente a un crecimiento de 3.1% en el segundo trimestre.

Frente a la debilidad del sector secundario, resiste aún el sector terciario, el de servicios. El sector terciario, más relacionado con el comportamiento del consumo y de la demanda interna, se incrementó en el tercer trimestre un 3.3%, un ritmo muy parecido al del segundo trimestre (+3.3%). El sector terciario ha estado creciendo a tasas por encima de 3.0% desde el segundo trimestre de 2015, y es el principal pilar de la economía mexicana. Finalmente, el sector primario aumentó un 4.9% en el tercer trimestre, un poco por encima de la tasa del segundo trimestre (+3.8%).

En términos desestacionalizados, y respecto al trimestre anterior, el PIB mostró un mucho mejor aspecto: se expandió a una tasa de 1.0% luego de contraerse un 0.2% en el segundo trimestre, lo que aleja los riesgos de una recesión en México (dos trimestres consecutivos de tasa negativa en la serie ajustada por estacionalidad). En ese sentido, el sector secundario sí estaría en recesión al caer un 0.1%, luego de una disminución de 1.5% en el segundo trimestre. El sector terciario se aceleró a 1.5% frente a 0.1% en el trimestre previo y el primario aumentó un 1.2%.    

El Inegi también calcula la tasa anual sobre la serie desestacionalizada. Bajo este criterio, la economía se aceleró a un 1.9% frente a 1.5% en el segundo trimestre. El sector secundario se redujo un 1.0% comparado con una lectura de -0.3% en el segundo, en tanto el terciario se aceleró a 3.3% frente a 2.4% en el segundo. El primario avanzó un 4.5% tras una tasa de 3.9% en el trimestre previo. 

Add comment


Security code
Refresh

Más Leídos

Indices

An error occured during parsing XML data. Please try again.

Hits en Llamadinero

253177 Hits

Nuestros Visitantes

Hoy854
Ayer2019
Esta Semana854
Este Mes33087
Total3543312

19-08-2019

Visitantes ahora

Guests : 76 guests online Members : No members online

¡Bienvenido!

Te invitamos a darte de alta o acceder a nuestra red. Puedes hacerlo con tu cuenta de facebook. No utilizaremos tu nombre ni información personal en ningún caso.

  • ¿Olvidaste tu contraseña?
  • ¿Olvidaste tu nombre de usuario?
  • Crear una cuenta

Suscripción




¿Acepta HTML?
Terms and Condition