Lunes, Mayo 27, 2019
Text Size

Buscador

Síguenos en Google + y encuentra todas nuestras gráficas en la galería

La tragedia de Banxico y SHCP.

Ratio:  / 0
MaloBueno 

Hace ya mes y medio desde que Banco de México decidió recortar su tasa de referencia en 50 puntos base de 3.50% a 3.0% en lo que fue el cambio más sorprendente del mercado mexicano desde la crisis de 2008 (Vea: Y después de Súper Mario, ¡Llega Súper Carstens!.. A salvar su pronóstico de PIB (y el de la SHCP) ), no nada más porque sólo había realizado un recorte previo de tal magnitud, sino porque el mismo banco central había advertido del fin del ciclo de tasas a la baja en septiembre de 2013.

Desde entonces, la curva de rendimientos ha tenido dificultades para encontrar su punto óptimo ante la gran cantidad de indicadores publicados tanto en Estados Unidos como en México. Nosotros decíamos hace un mes (Vea:¿Qué retos tienen Banxico y la Fed en los meses próximos?que los retos de la Fed y Banxico estaban concentrados en una debilidad subyacente de la economía mexicana en el primer trimestre y en el correcto pronóstico de la inflación en Estados Unidos. Hoy no es diferente, y en Estados Unidos la amenaza inflacionaria de mayo no desapareció en junio, pero tampoco se agravó en términos generales. Mientras tanto, en México el sector consumo logró un repunte en mayo pero no termina de convencer para dar optimismo en el segundo trimestre del año, ante esto, los activos de renta fija han tenido un vaivén en sus cotizaciones durante las últimas dos semanas, pero parece que por fin van encontrando su valuación óptima.

Hoy, con la inflación de Estados Unidos se congeló el temor de un alza de tasas en el corto plazo, con lo que los activos con vencimiento más cercano en México han logrado mantenerse en un rango de +3pbs en las sesiones más recientes, al mismo tiempo, los plazos más largos han cedido poco a poco a la presión que supuso una inclinación más pronunciada de la curva, pero sin dejar de marcar un spread muy alto entre los bonos de 1 y 2 años contra los de 3 y 5 años.

 

La decisión de Banxico ha provocado diversos ajustes en el mercado de bonos, mismos que tarde o temprano tendrían que trasladarse a la economía real si la política monetaria se mantiene en el mismo tenor en el próximo año, no obstante esto no es tan seguro, veamos por qué.

Desde 2013 a México le cuesta muy barato endeudarse en pesos mexicanos en el corto plazo gracias al recorte de 100 pbs en 3 movimientos realizado por Banxico. Sin embargo, conforme se va alargando el vencimiento de la deuda, el costo medido por el rendimiento de los bonos se va encareciendo rápidamente. Esto, tal y como lo mencionamos en octubre (Vea: La curva de rendimientos de México se ha revelado a Banxico), afecta los estímulos de largo plazo, como son los créditos a las empresas y al consumo e inversión en bienes durables, lo cual, decíamos, afectaba que el banco central alcanzara los objetivos de política monetaria planteados durante todo el año pasado.

 

Ahora, con la economía que apenas asoma la cabeza con un lastre en el sector consumo, Banxico en un intento desesperado de estimular el crédito de corto plazo, el de bienes no durables, se animó a recortar otros 50 pbs en junio lo cual tuvo un efecto inmediato en el corto plazo (otra vez) donde el rendimiento cayó en promedio más de 60pbs, pero los rendimientos en la parte larga se movieron apenas 30 puntos base.

La problemática con esta política de relajación monetaria adoptada por Banxico aparte de la  inclinación de la curva, es la vigencia. Hoy quedó demostrado en la encuesta de Banamex, los analistas creen que Banxico podrá resistir hasta junio del próximo año con las tasas en 3% para después comenzar el duro camino de incrementarlas al paso que la Fed normalice su Fed Funds rate. Mientras las tasas de corto plazo están demasiado bajas y meten presión a los inversionistas que ven muy reducidos sus márgenes por la inflación que se ha mantenido por encima de 3% en los últimos meses, los bonos de largo plazo se presionan al alza por la incertidumbre en los precios, matando la posibilidad de que las empresas se financien barato. Pero a la vez, no es lo suficientemente convincente que las tasas bajas puedan mantenerse por el tiempo suficiente para que los bancos se atrevan a dar créditos tan baratos al consumo a plazos medios (dígase 12 o 18 meses) pues según las estimaciones, el fondeo de los bancos se va a incrementar en 11 meses, con lo que no estarían dispuestos a prestar a tasa fija baja hoy cuando mañana tendrán que pedir prestado a una tasa mayor.

 

La tragedia de Banco de México y de la misma SHCP es que pronto se cumplirán los dos primeros años del sexenio con mayor oportunidad para detonar un crecimiento a mayores alturas en México y no se ha logrado alcanzar el objetivo planteado desde el primer día de administración del actual presidente (recomiendo leer: “El tiempo apremia” de la Revista Forbes y ¿Será que Banxico pueda enderezar la economía?), y las oportunidades no siempre vuelven, la Fed tarde o temprano empujará sus tasas de corto plazo y amarrará a Banxico por mucho tiempo, como diría José José, “se quedará preso en su jaula”, y en ese momento el crecimiento versará “lo que un día fue, no será…”.

 

Add comment


Security code
Refresh

Más Leídos

Indices

An error occured during parsing XML data. Please try again.

Hits en Llamadinero

95939 Hits

Nuestros Visitantes

Hoy684
Ayer1924
Esta Semana684
Este Mes40884
Total3400428

27-05-2019

Visitantes ahora

Guests : 107 guests online Members : No members online

¡Bienvenido!

Te invitamos a darte de alta o acceder a nuestra red. Puedes hacerlo con tu cuenta de facebook. No utilizaremos tu nombre ni información personal en ningún caso.

  • ¿Olvidaste tu contraseña?
  • ¿Olvidaste tu nombre de usuario?
  • Crear una cuenta

Suscripción




¿Acepta HTML?
Terms and Condition